martes, septiembre 21, 2010

A penny for your thoughts



Esta tarde finalmente logré sentarme a estudiar. Ordené apuntes, desparramé legislación, afilé lápices y saqué los colores. 20 artículos, lo que me sitúa en el 40 de la Ley de Contratos del Sector Público. Primer objetivo cumplido.

Caminé durante horas hasta el agotamiento. El teléfono felizmente olvidado en la repisa, y ya de vuelta conseguí no tenerlo a mi vera y no dejar de mirarlo insistentemente con la ilusión de conjugar un temblor.

Tampoco bailé con él de mano en mano, paseando pasillo arriba, pasillo abajo entre dudas y números que finalmente ni suman dos, ni una voz que al otro lado dice 'hola'.

Pero no conseguí retener mis palabras, no del todo...


Y no he logrado sacarme esta canción de la cabeza.


6 perdidos en el laberinto:

Conguito dijo...

¡Ánimo! Ya sólo te quedan 350 artículos?

Yes, you can!

Besos

Vir dijo...

Leyes, mi mundo sin fin... Pero mejor que mirar y mirar el teléfono. Mejor que esperar. Me agota.

guille dijo...

Esa es una de mis frases de vida.

Un centimo por tus pensamientos (ahora digo un euro -es que soy un generoso increible-).

La verdad es que pocas veces he conseguido que aclararan mi famosa curiosidad.

Pero intentandolo, llevo decadas.

Bien por el estudio.

Y por no estar pendiente del telefono no se que decirte, porque no se lo que prefieres.

¡¡Eso!! Haz lo que prefieras.

Aida dijo...

No me digas que tú también andas a vueltas con las oposiciones?

Daeddalus dijo...

Sí, Aida... con la promoción interna, aunque dudo muy seriamente que alguna vez llegue a aprenderme el resto de 350 artículos.

Aida dijo...

Tú por lo menos tienes plaza. Yo estoy interina, como casi todos... Y ahora sin exámenes...imagínate...

Related Posts with Thumbnails