martes, julio 13, 2010

De la belleza y otros demonios

i


Obviamente el tema estrella en el laburo es el Mundial y la consecuente victoria de la selección española, la subsiguiente celebración, el ya famoso beso y la no menos famosa reportera. Desde las siete de la mañana y como continuación de la discusión ayer iniciada sigue debatiéndose. P., que es la otra (única) mujer en este departamento acaba de soltar que a ella la Carbonero le parece'la gitana guapa del pueblo', y la que se ha montado. Todos me han mirado a mí, la otra (única) mujer, y bueno, intento suavizar el comentario de mi única colega diciendo que a mí me parece muy Bollywood, que viene a ser lo mismo, pero refinándolo. Y j*, claro que la chica es guapa, es preciosa, aunque a mí personalmente me parezca un poco wannabe, creo que sufre un serio trastorno de tanorexia y que si no se maquillase tanto, menos eye-liner por ejemplo, estaría mejor. Pero su belleza desde luego no la discuto.

Aunque a mí tampoco me parezca la mejor reportera del mundo, ni de lejos, no comparto la ferocidad de los comentarios de P. que dice que es inadmisible ser subdirectora de deportes de Tele5 a los 25, siendo tan pavisosa como es (eso lo comparto, lo de pavisosa, digo), con escasa experiencia, sin tener la licenciatura en Ciencias de la Información (no acabó la carrera porque parece ser que la facultad le aburría, Sara Carbonero dixit) y poniendo en entredicho su escasa profesionalidad. Todo esto, obvio, según el resto de presentes, todos hombres: se debe a la envidia. Y el único que se atreve a disentir de la opinión general. como no podía ser de otra manera, es un machista. Y tiene gracia que aludan a lo difícil que es ser mujer en un mundo de hombres, a lo difícil que lo tienen las guapas para ser tomadas en serio y bla bla bla... C*, no nos habíamos enterado nosotras, que trabajamos rodeadas de hombres y para los hombres.

Ser guapa, por otro lado, siempre te ha abierto muchas puertas que a las feas se le cierran, digan lo que digan algunos. Si eres guapa y buena profesional siempre serás tomada en serio, si eres guapa y mala profesional siempre tendrás la posibilidad de ser contratada por tu cara bonita. Si eres fea y lo segundo, te quedarás en casa; si eres fea y lo primero, nunca podrás competir contra una guapa. Y todos sabemos perfectamente que vivimos en un mundo donde los dos factores más valorados por la sociedad son la juventud y la belleza. Y el ejemplo perfecto es Sara Carbonero, donde todos, absolutamente todos, hablan más de su belleza que de su supuesta profesionalidad. Lo primero es evidente, lo segundo es más complicado.

En todo caso decía yo que no estaba de acuerdo con el desaforado ataque de P. En primer lugar porque no la han nombrado subdirectora de informativos en una cadena pública, no la han nombrado subdirectora de un gran banco, ni de una gran empresa, ni es un alto cargo en un ministerio. No, ha sido contratada por Tele5, una cadena de televisión privada cuyo símbolo de identidad fueron las Mamá Chicho en el pasado y Belén Esteban y Jorge Javier Vodkas en el presente. Le han dado un cargo "honorífico" de subdirectora y la han mandado a pasearse a Sudáfrica sin tener mucho que decir (eso es inopinable) para conseguir unos cuantos planos junto al famoso novio (ya me imagino a Vasile frotándose las manos con la escena del beso, que sin duda explotarán desde la cadena amiga hasta la extenuación, no creo que entrara en su guión). Y yo en el fondo siento un poco de penilla por ella. Me parece una chica lista, pero me da a mí la impresión y es solo mi parecer, que no debe de ser lo suficiente espabilada como para darse cuenta que tan sólo es un peón más a la altura de la Esteban en todo ese entramado de telemierda que se han montado en Tele5 desde que Tele5 es Tele5 y Jesús Gil se remojara en el jacuzzi. ¿Acaso alguien dudaba que fueran a desaprovechar la oportunidad que les brindaba el Mundial para seguir haciendo lo que mejor saben hacer, es decir, remover el cubo de la basura? No sé, a lo mejor me equivoco y sí es consciente del uso y abuso que desde su propia cadena hacen de su persona e imagen, y en este caso finge muy bien no darse por enterada. Ojalá me equivoque, que comienza a caerme bien. Será que las lágrimas de Casillas me ablandaron, y ni qué decir del ya famoso beso. Quién hubiese estado en el lugar de Sara, bueno, para qué mentir, tampoco necesito que me bese Iker, me conformaría con que me besase alguien.

Y por último, y ya para terminar... 'The Times' nunca acusó a Sara Carbonero de desestabilizar al portero de la selección. Lo que se publicó en el periódico fue que en España (la prensa española) se acusaba a la periodista precisamente de eso. Una de dos, o ambas a la vez; en España se sigue sin hablar y entender el idioma de Shakespeare y se sigue creyendo, a pie juntillas y sin cuestionar, todo lo que publican los diarios y se dice en los informativos. País... que diría Forges.



5 perdidos en el laberinto:

Valkyrie dijo...

El Método (The Game) de Neil Strauss, o, "Cómo convertirse en un Maestro De La Seducción".
Uno de sus gurús, Mystery, utilizaba esta frase para ligar: "Eres muy guapa, pero la belleza es algo muy común...".

Eso es lo que yo llevo grabado a fuego en la retina.

ilitia dijo...

Precisamente ayer traté en el irlandés de siempre parte del tema que acabas de tratar aquí. Yo estudio periodismo y veo con mayor prejuicio (que no crítica, fuera eufemismos) la regla de tres de la cara bonita. Sin duda no has podido explayar mejor su posición, por lo menos a mi parecer.

Un saludo, sigue así.

Anónimo dijo...

Está claro que razones para envidiar a la Carbonero, haberlas haylas.

Está claro que telecinco es una cadena de programación basura, siempre rodeada de dimes y diretes
que le restan rigor y credibilidad.

Y lo más claro de todo, por si alguien tiene dudas, es que la parejita del momento dejará de serlo, cuando aparezcan los cuernos a los que tan acostumbrados nos tienen los famosillos de la tele.

Daeddalus dijo...

La infidelidad no es patrimonio del 'famoseo' . En todo caso yo tampoco les doy mucho futuro a éstos. Ella le tiene demasiada querencia a la farándula, ya se ha dejado fotografiar con sus íntimos 'los Scalpers', al mismo tiempo que da la impresión que más que querer se deja querer. Pero qué se le va a hacer, lo único que cuenta es que seamos campeones del mundo; se hayan dado un beso, ¿qué hubiera ocurrido si hubiese sido al revés?; el diario ése "The Times" es más pérfido que la pérfida Albión (hasta Miss Clegg ha entrado al trapo, oportunismo donde los haya) y el tal Urbaneja es un machista, al que por cierto yo le di la razón, envidiosa que es una, claro.

Anónimo dijo...

Yo voy a entrar al fondo del asunto, sin perderme en los árboles que ocultan el bosque...

TE BESO!!!

Huntter

Related Posts with Thumbnails